Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 25 de julio de 2012

Soneto.

En mi piel sólo un recuerdo existe
que mi mente de vislumbrar no deja,
Y es el paso de tus labios que aleja
mi esencia primordial, que aún resiste.


Fogosa mirada que sí persiste,
Sonriente y brillante Luna refleja,
¿Cómo escapar ante tal compleja
belleza que suavemente me embiste?


Anonadado y abatido me hallo,
tu presencia onírica me tiene en vilo 
desde el ocaso hasta que canta el gallo.


Me levantaré al lorenzo intranquilo
e iré a tu palacio de carne y hueso a caballo
para robarte un beso en el sigilo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario